¿Cómo afecta la alimentación a los dientes de leche?

Una nutrición sana y equilibrada es importante para mantener una buena salud en general, pero también, de forma más específica, para tener unos dientes fuertes y sanos, resistentes al ataque de bacterias, y para evitar dolencias en las encías y en el resto de la boca.


La boca es el primer paso en la digestión y, por este motivo, hay que cuidarla tanto en niños como en adultos, atendiendo, especialmente en los primeros, a la nutrición.


La alimentación de los niños es muy importante porque son más vulnerables a desarrollar caries. Cuando las bacterias que habitan en la boca entran en contacto con restos de alimentos se produce un ácido que ataca a los dientes y que puede conducir a la formación de caries. Por este motivo es muy importante el cepillado de dientes al menos tres veces al día, incluso para los dientes de leche.


Además, dejar sin curar los dientes de leche cariados puede crear infecciones en las zonas que rodean al diente y pueden afectar a los dientes permanentes que se están formando debajo de los de leche. Por ello, desde Pequeciro recomendamos prevenir y tratar correctamente las enfermedades bucodentales en los niños, así como vigilar de cerca su alimentación para cuidar su salud integral.



Alimentos para mantener una buena salud en los dientes de leche



La alimentación sana y equilibrada durante la infancia ayudará al correcto desarrollo de los dientes de leche y, posteriormente a los permanentes. En estos años es muy importante consumir lácteos, alimentos ricos en grasas mono-poliinsaturadas como las nueces, las avellanas o las almendras y alimentos precursores de vitamina D como los cereales, las frutas y verduras.


Además, se recomienda evitar los azúcares y los carbohidratos fermentables. Así, entre los nutrientes más importantes para tener una buena salud dental, destacamos los siguientes:


∙ Proteínas: Son imprescindibles para la formación de los dientes y, por ende, para la erupción de los dientes de leche.


∙ El calcio, la vitamina D y el flúor: La ingesta de alimentos ricos en estos nutrientes es necesaria para la formación de dientes fuertes. Además, el flúor disminuye la posibilidad de padecer caries.


∙ Las vitaminas C y K son importantes porque mantienen las encías saludables.


∙ La vitamina A durante la formación de los dientes es muy importante para desarrollar el esmalte de los dientes.


Si tiene dudas sobre las rutinas de higiene o la alimentación de sus hijos, en PequeCiro somos expertos en Odontopediatría. Nuestros especialistas en Odontología Infantil, dirigidos por la Dra. Silvia Jiménez y la Dra. Fátima Cerdán, le ofrecerán toda la información necesaria acerca del cuidado de los dientes de los más pequeños. Puede encontrarnos en la Calle Príncipe de Vergara 44, 1ºA, en el barrio Salamanca

Llamanos ahora Llamanos